San Francisco y el sultán

San Francisco y el sultán

lunes, 30 de julio de 2018

Oración por el Capitulo General de los Capuchinos



Queridas hermanas:
Ya estamos próximos a la celebración del 85° Capítulo general de la Orden Capuchina. Durante los días que preceden a este acontecimiento, queremos unirnos en la oración conscientes de que si “el Señor no construye la casa en vano se fatigan los constructores” (Sal 126).
Pueden usar la oración propuesta, agregándola a las invocaciones de las Laudes matutinas, o bien a las intercesiones de las Vísperas, antes del Padrenuestro.

Para descargar el material en las diversas lenguas


Oración para el 85° Capítulo General

Hebdomadario: 
Nos ponemos confiadamente bajo la intercesión de la Inmaculada Virgen María, de San Francisco y de Santa Clara, y también de la multitud de nuestros hermanos santos y beatos, de tal manera que podamos vivir este Capítulo general de la Orden Capuchina con un renovado ardor y total docilidad al Espíritu Santo.
Invoquemos al Espíritu del Señor para que nos guíe, nos inspire y nos impulse a reavivar con todas nuestras fuerzas, la ardiente llama de nuestro carisma.
Oremos con las mismas palabras de San Francisco de Asís:

Todos: 
Omnipotente, Santísimo, Altísimo y Sumo Dios,
Sumo Bien, Todo Bien y Bien total, 
Tú que solo eres bueno, 
haz que te tributemos toda alabanza y toda gloria, 
toda acción de gracias, todo honor y bendición: 
haz que a Ti siempre te devolvamos todo bien. 
¡Amén!

sábado, 28 de julio de 2018

El sueño de las Capuchinas en Paraguay


La posibilidad de una fundación de Clarisas Capuchinas
en Paraguay


La custodia de los Capuchinos de Paraguay ha celebrado 30 años del inicio de la presencia capuchina en estas tierras. Desde hace algunos años se ha comenzado a hablar informalmente de la posibilidad de “completar” la implantación del carisma con la fundación de un monasterio de las hermanas Clarisas Capuchinas.
A nivel de las hermanas, hace años atrás se dialogó esto en la federación de América del Sur y últimamente en la Asamblea de la Confederación de América, mostrándose siempre favorables.
El día 23 de julio de 2018, el hermano Laercio Ferreira, Custodio de los Capuchinos en Paraguay, el hermano Miguel, consejero de la Custodia, y el hermano Leonardo González, delegado del Ministro general para las monjas capuchinas, hemos visitado el Monasterio “Santísimo Sacramento” de las Hermanas Clarisas, en San Juan Bautista, diócesis de Misiones, a 190 km de Asunción.



En este Monasterio permanece sólo una hermana, sor Serafina, luego de la muerte de una hermana anciana hace poco tiempo. El monasterio tiene 40 años de vida, pero no ha tenido desarrollo vocacional. Está muy bien ubicado, a pocas cuadras de la plaza y la catedral, en un lugar tranquilo y con suficiente terreno en torno. La estructura de construcción es buena, con todos los elementos propios de un monasterio, con una iglesia sencilla y bien dispuesta. La gente participa de la misa dominical.
La estructura interior si bien está afectada por el paso de los años, está bastante bien. En la parte externa está la portería con torno, un par de locutorios, una casita de huéspedes, un salón de acogida. En estos lugares actualmente viven personas laicas.

En la clausura son tres grande bloques comunes: comedor, cocina y despensa, luego oficinas de trabajo, y al final lavadero, sumado a una enfermería más cercana a la capilla. Las habitaciones estas dispuestas como eremitas independientes en torno a un jardín, cada una con su baño, no muy lejanas una de otra. Todo el conjunto necesita de manutención y mejoras, pero es una base buena. El terreno es amplio, 4 hectáreas, con zona de cultivo, algunos animales y jardín.
Hemos dialogado largamente con la hermana Serafina, que luego de contarnos la historia de la fundación y el desarrollo de la misma, las dificultades y tensiones, se mostró favorable a la continuidad de este lugar como monasterio contemplativo, con la llegada de nuevas hermanas Clarisas Capuchinas que podrían ocuparlo y desarrollar su vida con los cambios convenientes. Ella, dada su edad y salud, quisiera permanecer haciendo vida de ermitaña en un rincón del mismo, sin interferir.
Luego nos hemos reunido con el Señor Obispo de Misiones, Mons. Pedro Collar, quien ha acogido en forma favorable esta idea, valorando la posibilidad de encontrar una solución eclesial a la realidad actual del monasterio, con respeto y paciencia. Está en proceso de estudio encargado a un sacerdote de la diócesis clarificar la situación canónica del monasterio y también la situación civil de la propiedad que ocupa.


Una comunidad de Clarisas Capuchinas, contando con la base de un lugar para vivir y desarrollar su estilo contemplativo contarían con el apoyo solidario de la gente del lugar, con posibilidades de trabajo, con el servicio de la Eucaristía diaria de parte de los sacerdotes diocesanos y con la asistencia al menos mensual de los Capuchinos para las confesiones, jornada de retiro, formación o acompañamiento espiritual.
El Señor Obispo augura también, que si se concreta la llegada de las Capuchinas, también los Capuchinos vengan a su diócesis.
De esta visita y reuniones vemos que podría ser viable la presencia de Clarisas Capuchinas en este lugar concreto. Encomendamos este deseo y las posibilidades abiertas a la Virgen de Caacupé, madre del pueblo paraguayo.

viernes, 6 de julio de 2018

Misa de agradecimiento al fin de curso

Proyecto Internacional de Formación -Roma

El Domingo 1 de julio, el Ministro general Mauro Jöhri ha presidido la Eucaristia de agradecimiento por el curso de estudio del PROYECTO INTERNACIONAL DE FORMACIÓN para las hermanas contemplativas capuchinas que se realiza en el Monasterio de Garbatella, Roma. El grupo de las estudiantes, luego de arduos exámenes, goza ahora de un tiempo de reposo y trabajos en las Comunidad que sostiene el desarrollo de todo el recorrido formativo. 









martes, 3 de julio de 2018

Familia Capuchina en el Capitulo general de las Capuchinas del Sagrado Corazón


Hoy 3 de julio de 2018 vivimos la Segunda Jornada de la Familia Capuchina en Roma, celebrada en el particular marco del Capítulo General de las Hermanas Capuchinas del Sagrado Corazón, quienes han abierto su espacio sagrado capitular, la más alta autoridad del gobierno del instituto, en medio del trabajo sobre sus Constituciones, para darnos la bienvenida y hacernos sentir en familia.
El tema elegido para este año es: "Para vino nuevo, odres nuevos. Los desafíos de la formación", para fomentar entre nosotros el intercambio sobre los desafíos actuales de la formación inicial y permanente dentro de cada Instituto: inquietudes y respuestas institucionales, intentos en los últimos años, con el fin de recoger sugerencias para abrir formas de colaboración.
Con la participación alegre de numerosos hermanos y hermanas hemos vivido esta Jornada ...
Un día para agradecer, compartir y proyectar pasos... Un día simple pero conmovedor, para continuar nuestro viaje en comunión.